Si estás por terminar la secundaria, seguramente has soñado con tu nueva vida escolar en la preparatoria en la que te encontrarás con nuevos maestros, aulas, amigos y experiencias.

Ahora, lo que sigue es que te preguntes qué tanto te has detenido a pensar en cuál es tu mejor opción de escuela para continuar tu formación en los siguientes años de tu vida o qué es exactamente lo que debes buscar en la institución educativa que elijas.

¡No te preocupes! La idea de este texto no es abrumarte con este tema, sino todo lo contrario. En este artículo te ayudaremos a que descubras cuál preparatoria es ideal para ti, tomando en cuenta algunos factores clave que aportarán a que aciertes en tu elección.

1. Certificaciones

Primero que nada, revisa las certificaciones con las que cuentan las escuelas de tu interés, puesto que es de suma importancia que los estudios que tomes tengan valor oficial ante la Secretaria de Educación Publica (SEP).

2. Revalidación de materias

En caso de que hayas cursado algunos meses de la preparatoria en alguna institución y busques hacer un cambio de colegio, es fundamental que te informes sobre qué establecimientos están dispuestos a tomar en cuenta las cátedras que ya aprobaste.

Esto es especialmente importante para que no tengas que empezar desde cero esta etapa y, además, para que no vuelvas a cubrir los costos de las clases o asignaturas que ya tomaste.

3. Ubicación

Aunque hoy ya existen diferentes modalidades de estudio disponibles para que un mayor segmento de la población logre tener acceso a la educación, siempre es importante que tengas en consideración la ubicación de la institución a la que decidas inscribirte.

Toma en cuenta que no sólo tendrás que invertir tiempo en tus recorridos hacia y desde la escuela, sino que también incurrirás en costos de transporte público, por ejemplo.

Por otro lado, si tu campus queda cerca de casa, podrás acudir en bicicleta o caminando, algo que le aportará positivamente a tu bienestar físico.

En resumen, ya sea que asistas a la preparatoria todos los días para tomar tus clases, o que simplemente tengas que acudir a ésta para realizar algunos trámites o pagos, la ubicación de tu escuela es un factor importante en tu decisión.

4. Prestigio

La formación con la que cuentes puede abrirte muchas puertas al buscar tu ingreso a la universidad y, sobre todo, al aplicar para ofertas laborales en los siguientes años de tu vida.

Por esa razón, elegir una institución educativa reconocida en el entorno local e, incluso, internacional por su nivel académico, profesorado y otros factores, es clave.

Para que puedas evaluar este tema puedes optar por platicar con alumnos, profesores y exalumnos y revisar las redes sociales de las escuelas, así como los rankings publicados por diversas instituciones.

5. Perfiles de ingreso y egreso

Otro aspecto importante que debes considerar al momento de elegir la preparatoria a la que asistirás, es el perfil de sus estudiantes, tanto al momento de ingresar a la institución como al egresar de ésta.

Al informarte sobre los conocimientos que adquieren los alumnos de una casa de estudios, las habilidades que desarrollan y el enfoque de su formación, podrás tener una perspectiva más clara de si lo que buscas y las metas que tienes empatan con lo que los colegios pueden ofrecerte.

6. Ambiente

Al seleccionar una escuela, no sólo debes tomar en cuenta a la parte teórica y académica de ésta, sino que también debes asegurarte de que el lugar al que te integres te haga sentir cómodo y seguro.

Un ambiente estudiantil positivo, respetuoso y orientado a logros puede ayudarte a desarrollar tus competencias en gran medida y, por ende, impulsar el cumplimiento de tus metas.

También es importante que busques que tu preparatoria pueda conectarte con personas con intereses y metas similares a las tuyas, puesto que desde esta etapa puedes comenzar a realizar una estrategia de networking que te abra puertas en el futuro.

Networking se refiere a la construcción de una red de contactos de colaboración mutua que te permita acceder a oportunidades y aprender de otros.

7. Equipos y Tecnología

En otros temas, otro aspecto relevante al decidir a qué preparatoria te inscribirás es la tecnología y los equipos informáticos con los que cuentan las instituciones educativas de tu interés.

Hoy el mundo evoluciona a un ritmo ágil y constante, por lo que si quieres mantenerte actualizado y recibir una educación acorde a las necesidades del mercado laboral que te esperará en los próximos años, es imprescindible que tu formación te enseñe a convivir con la innovación y las nuevas herramientas.

8. Instalaciones

Así como hablamos de que el campus al que te integres debe permitirte conocer a personas afines a ti y contar con un ambiente positivo, también es clave que cuente con toda la infraestructura para que puedas estudiar y tener momentos de ocio y recreación ideales para desarrollar tu potencial al máximo.

Ante esto, lo más recomendable es que optes por colegios que tengan en sus instalaciones laboratorios, biblioteca y espacios para convivir con tus compañeros y profesores.

Busca una preparatoria que te proporcione todos los instrumentos de aprendizaje para formarte y lugares para relajarte y relacionarte con otros alumnos.

9. Personal

En la preparatoria, los estudiantes en general tienen que tomar algunas decisiones muy importantes para su futuro, como el área académica que les interesa, las carreras y universidades a las que les gustaría acudir en los siguientes años, entre otras.

Precisamente, ese es el motivo por el cual es imprescindible que cuentes con personal calificado, cercano y de confianza en esta etapa de tu vida. De hecho, es de suma importancia que los directivos, maestros y todas las personas que trabajen dentro de la institución tengan una buena comunicación entre sí y con los alumnos.

10. Actividades culturales y deportivas

Como lo mencionamos en uno de los puntos anteriores, el acudir a la preparatoria no sólo tiene que ver con el ámbito académico, sino que involucra que crezcas integralmente.

Ante esto, es ideal que busques una preparatoria que te ofrezca una gran variedad de oportunidades y actividades para que te desarrolles. No olvides que éstas también pueden ser de gran importancia para tu futuro, ya que, por ejemplo, si a ti lo que te gusta es el diseño y estás pensando en cursar esta carrera, inscribirte a una actividad extracurricular enfocada en técnicas de dibujo o computación gráfica puede ser una gran ventaja para ti.

Asimismo, los equipos deportivos también pueden ayudarte a adquirir nuevas habilidades importantes para tu vida, tanto a nivel físico como personal. Toma en cuenta, además, que al optimizar su técnica en una disciplina en particular podrías llegar a ser acceder de una beca en la universidad.

11. Costo

Sin duda, los gastos que tendrás que cubrir en la preparatoria son otro de los factores que tienen una gran relevancia al momento de tomar una decisión sobre dónde estudiar.

Lo mejor es que te informes lo más que puedas sobre la colegiatura, inscripción, libros, materiales, transporte, uniforme, eventos y todos los costos que implique cada institución de tu interés.

12. Becas

En caso de que algunas de las casas de estudio que empatan con lo que quieres para tu formación, no entren en tu presupuesto, ¡tranquilo! La mayoría de las escuelas cuentan con becas o apoyos económicos para que los alumnos puedan formarse.

Acude a los colegios y preguntas sobre las opciones que pueden aplicar a tu caso en específico y revisa este tema con calma.

13. Periodos de Estudio

Algunos colegios se guían por semestres y otros por cuatrimestres; los primeros suelen tener 2 periodos de inscripción al año y los segundos cuentan con 3 en la mayoría de los casos.

Asegúrate de que la preparatoria a la que te inscribas tenga el modelo que más se acomode a tu estilo de vida y evalúa las ventajas y desventajas de cada uno.

14. Seguridad

Para que puedas tener un proceso de aprendizaje efectivo, es importante que siempre permanezcas seguro. Por eso, es vital que el campus al que decidas inscribirte te ofrezca personal calificado para controlar cualquier problema que surja dentro de la institución o en el área cercana.

¡Toma tu decisión!

¡Listo! Ahora que ya conoces mucho más sobre qué factores debes cuidar al momento de buscar una preparatoria, es momento de que investigues y te decidas por la escuela que pueda ofrecerte una mejor experiencia y una formación más eficaz.

Como último consejo, toma en cuenta a aquellas instituciones que formen parte de una red de universidades, puesto que éstas cuentan con una gran experiencia y pueden ofrecerte múltiples beneficios, como equivalencia de materias si necesitas cambiar de lugar de residencia, torneos y competencias entre casas de estudios, programas académicos y profesionales, entre otros elementos.

¿Tienes alguna duda sobre los puntos que mencionamos en este texto o te gustaría compartirnos alguna experiencia que has tenido en tu proceso de buscar preparatoria? ¡Escríbenos en la sección de comentarios!